Las ciudades de Europa que tienes que visitar alguna vez en la vida

Europa es sin duda uno de los destinos más reclamados a la hora de hacer turismo. Playa, montaña o patrimonio arquitectónico. Podemos encontrarlo todo más cerca de lo que pensamos. ¿Qué destinos son los más visitados y considerados más bonitos de este continente? Te lo contamos a continuación.

Pero no solo el patrimonio es digno de ver, sino que también podemos disfrutar de un turismo gastronómico exquisito. Cada país tiene unas costumbres alimentarias diferentes, pero todas ellas son exquisitas. ¿Quieres saber qué comen los europeos? Puedes verlo en este otro artículo.

Creo que debemos centrarnos en España antes que salir fuera de nuestro país. Madrid, Barcelona, Granada, Sevilla, Toledo y muchísimos más lugares con encanto de los que disponemos. A cualquier rincón de nuestra tierra al que vayamos, podremos encontrar una riqueza, cultural, turística y gastronómica de estilo propio.

Pero si se trata de otros países, son de obligada mención los siguientes:

Paris: De las más visitadas en el continente. Su Torre Eiffel, campos elíseos, Notre Dame, Sainte Chapelle o el Museo del Louvre son solo algunos destinos obligados. Un destino en el que detenerse y disfrutar del ambiente y la riqueza cultural.

Roma:  La ciudad ancestral en la que todo parece conservarse como en los primeros años. El Coliseo, la Fontana de Trevi, el Foro Romano o el Pantéon de Agripa te harán retroceder en el tiempo. Si eres un amante de la historia este es tu destino.

Londres: Mezcla tradicional y moderna. A parte de sus amplias opciones de entretenimiento se puede visitar el Big Ben, London Eye o recorrer el río Támesis. La oferta de restaurantes y pub es muy variada, para pasarlo bien durante todo el tiempo.

Praga: De gran belleza, no se puede negar que es un destino obligado. Su centro histórico que se puede recorrer a pie, o la Ciudad Vieja. El barrio judío y el Puente de Carlos IV hasta el castillo, son la ruta perfecta para unos días de disfrute absoluto.

Brujas: Sin duda una de las joyas de la corona europeas. Recorrer sus canales en barco es una de sus mayores atracciones turísticas para ver sus impresionantes casas que parecen permanecer en el tiempo.

Lisboa: Esta ciudad y el resto del país portugués asombran por sus costumbres. Un estilo de vida muy diferente pero que a la vez te hace adaptarte rápidamente. Su tranvía y la fantástica costa atlántica son los puntos fuertes de ella, entre otros muchos.

Amsterdam: No solo puedes pasear en barco por sus canales, sino que su centro histórico es impresionante. El Museo Van Gogh y el Rijksmuseum son tus lugares si te gusta el turismo museístico. La Casa de Ana Frank es una de las joyas mejor conservadas.

Podríamos estar hablando todo el día de ciudades europeas preciosas. No obstante, hemos querido destacar algunas de ellas por su alto número de visitas y su patrimonio. El destino europeo es un éxito asegurado para tus vacaciones. La cantidad de enclaves mágicos que podemos encontrar son innumerables. Ahora solo queda elegir uno de ellos para nuestras próximas vacaciones.

Foto de Personas creado por photoangel – www.freepik.es